Nuestra Historia

NUESTRA HISTORIA.

LA SAGRADA FAMILIA BRIGHTON

Picture

Un virtuoso sacerdote, amante de los pobres y en especial de la niñez abandonada caldeó en el corazón de Cristo sus deseos de hacer el bien a la humanidad y de practicar la doctrina evangélica  “Bienaventurados los pobres de espíritu porque de ellos es el Reino de los cielos” fue el ilustre canónigo secretario episcopal Dr. Numa  Julián Calderón a quien se debe la fundación del “Asilo Sagrada Familia Brighton”.

El Sagrado Corazón de Jesús le inspiró al doctor Numa el pensamiento de dotar a su tierra con una casa de Bethlemitas y tomó como punto de partida celebrarse en esos día el jubileo sacerdotal del señor Obispo de Pamplona Doctor Ignacio Antonio Parra y quiso como obsequio en sus bodas ofrecerle la fundación de una Asilo para niñas pobres y abandonadas dirigidas por dichas religiosas.

El  13 de abril de 1896 llegaron a Pamplona las primeras Bethlemitas y el  17 del mismo mes se instalaron y tomaron bajo su cuidado la Institución con el nombre de “ASILO DE LA SAGRADA FAMILIA, BRIGHTON”.

El   Padre Numa por iniciativa de la madre general Ignacia González se constituyó en padre y protector de las Bethlemitas de Pamplona hasta su muerte 1 de mayo de 1911.

La Quinta donde hasta el presente funciona el Asilo, fue obsequiada por él a la Comunidad, que se trasladó a ella en 1906, cuando vino la R. M. Superiora General, María Luisa Salinas, recibiendo ella misma la escritura de la donación hecha por el benemérito Benefactor.

El Asiló empezó  con  20 huérfanos, a las que se adiestraba en los oficios domésticos sin olvidar la instrucción religiosa e intelectual.

A las primeras bethlemitas que trabajaron en esta obra, les tocó un período de mucha pobreza y privaciones,  pero a pesar de las dificultades llevaron adelante la obra, hasta llegada de la  Madre Magdalena Restrepo, que lo transformó y le dio vida; con su exquisito don de gentes consiguió un buen número de benefactores que le prestaron valiosa ayuda.

El  17 de abril  se verificó la inauguración solemne del Asilo bajo la presidencia del Ilustrísimo  Señor Obispo diocesano  y con asistencia del prelado de  Mérida y de la mayor parte del clero de la ciudad. Tomaron la palabra en ese acto el Ilustrísimo Señor Parra, el Doctor Numa Calderón, el  venerable señor Cura del Carmen y el venerable Cura de Chinácota.

Empezó el asilo, que se llamó de la Sagrada Familia  por la devoción especial del  Padre Numa a la familia santa de Nazareth, con veinte huérfanas.  La primera superiora fue la Madre de Concepción Pubiano, “religiosa virtuosísima y muy ilustrada quien tuvo siempre un cariño especial para las niñas del  departamento

Años más tarde se cambió un poco la modalidad de la obra consiguiendo del gobierno la fundación de la Escuela Sagrada Familia en las mismas Instalaciones del Hogar con la básica Primaria, posteriormente fue creciendo hasta lograr la Básica Secundaria, como Centro Educativo; en el momento contamos con aprobación  de la Secretaría de  Educación como “Institución Educativa Bethlemitas Brighton” con orientación del SENA, en la Media Técnica  (10º y 11º).  Cuenta con un número  de 916 estudiantes, de Transición a Once grado y un excelente cuerpo de docentes, muy bien calificados y apto para el desempeño de su misión Bethlemita

También la Institución, es bien reconocida en la ciudad de Pamplona y tiene un buen posicionamiento.

Las madres de familia,  llevan sus hijas al hogar, para librarlas de sus padrastros, evitando cualquier daño físico y moral; otras porque viven en zonas de conflicto y están amenazados y así otros casos por el estilo.

Fuera de la formación permanente e integral que reciben,  tienen la oportunidad de recibir una charla espiritual con el  Padre Capellán, orientación y ayuda psicológica con las  tres psicólogas en formación de la Universidad; aprendizaje de algún arte con el grupo de Laicos de la Institución y una señora que bondadosamente se ofrece para hacerlo.

Translate »